Prohibir cualquier reelección, es atentar contra el principio constitucional de elegir y ser elegido - .

La Actualidad

.

sábado, 7 de abril de 2018

Prohibir cualquier reelección, es atentar contra el principio constitucional de elegir y ser elegido

SI de lo que se trata es efectuar una atrevida interpretación semántica respecto al por qué de lo factible de la reelección presidencial y de acuerdo a las reglas existentes, parecería que el punto de vista de aquellos que entienden, que con la reforma constitucional del 2015, el presidente tiene derecho al nuevo periodo “porque  se empieza a contar a partir del año siguiente a la promulgación de la nueva reforma”, lo que significa, que efectivamente habría que entender, que la misma se aplica desde el 2016, entonces el periodo anterior 2012-2016 no se cuenta, pues la nueva reforma lo hizo desaparecer.

 Si ese es el criterio a prevalecer, entonces no hay que decir ni objetar nada, de todas maneras, una opinión del Constitucional debería ser pertinente. Fuera de ello, en POR EL OJO DE LA CERRADURA siempre entenderemos, que es absolutamente ilegal y atentatorio de sus derechos constitucionales, que a individuos en cargos públicos de elección se les quiera coartar su legitimo derecho de elegir y de ser elegido, imponiéndoles cortapisas políticas -constitucionales-cuando la no reelección como tal nunca debería de existir para ninguna elección, pues ahora, al permitirse la reelección cuantas veces los senadores, diputados, alcaldes y regidores así lo quieran y prohibírseles al presidente de la República se afectan derechos constitucionales de este último y lo que no debe ser. Sinembargo, hay otra realidad que está ahí y que por ningún concepto puede ser descartada: La vicepresidenta de la República, Margarita Cedeño de Fernández, quien como política de Estado ha crecido tanto, que invariablemente, no hay encuesta en la que no esté colocada de puntera y a penas a pocos puntos de los presidentes Danilo Medina Sánchez y Leonel Fernández, este último esposo suyo.

 Ella sería la opción salvable para la candidatura presidencial, que salvaría al PLD de una derrota humillante en el 2020 y dado que los dos presidenciables, parecería que nunca se van a entender y ante la pujanza de la señora y como política con peso y brillo propio, lógico es que se esté de acuerdo con que entonces, ambos se hagan a un lado, pues lo que a la República debe importarle, es que siendo el PLD un ramal de clase gobernante propia y al extremo de ser gobierno y oposición a la vez, Margarita se convierte en la garantía de triunfo y para una República que por ninguna circunstancia puede ser sacada de la ruta de progreso y crecimiento en la se encuentra y decididamente, gracias a los dos presidentes.

Post Top Ad

Responsive Ads Here