Negocio virtual: alternativa para emprendedores - .

La Actualidad

.

jueves, 26 de abril de 2018

Negocio virtual: alternativa para emprendedores

Al salir de casa existen diferentes escenarios que demuestran que cada día las personas están más inmersas en la tecnología. Decenas de personas se pueden observar en las calles, centros comerciales y en cualquier otro espacio público con celulares en mano, lo cual demuestra cuán sumergidas están en el mundo virtual.
En respuesta a este avance, cuatro jóvenes dominicanos han decidido emprender sus negocios a través de las redes sociales al considerar que, por medio de esta plataforma, se puede llegar a miles de personas sin importar donde se encuentren.
Paloma Pérez, Elvis Vilorio Cueto, Laura Camilo de King y Leydi Martínez presenciaron otras oportunidades en ellas al poder desarrollar una idea de trabajo sin tener que invertir grandes sumas de dinero. Este tipo negocio les evita pagar alquiler, servicios elementales e impuestos. Para estos emprendedores no ha sido necesario emplearse porque su marca les ha proporcionado ingresos suficientes para cubrir sus necesidades.
Laura Camilo De King
Fotografía

 Desde muy pequeña le apasionaban las fotos. Tener recuerdos de cada momento de su vida se convirtió en su diario vivir. Años después, en su adolescencia, salía junto a su fiel compañera: su cámara análoga.
En cada lugar que visitaba encendía el aparato, miraba a través del lente y apretaba el botón para capturar la imagen que se encontraba al frente.
Desde el año 2014 comenzó a proyectarse en el mundo virtual como fotógrafa profesional, especializada en bodas. En sus trabajos se percibe perfección, arte y belleza, según comentarios de sus seguidores y clientes. Ella misma se describe como una persona creativa y perseverante, características que hacen de su trabajo un monumento fotográfico.
Su constante dedicación la llevó a ganarse un viaje a la ciudad de Barcelona, al participar en un concurso de fotografía. Para De King: “Ser perseverantes, disciplinados y no rendirse ante cualquier obstáculo es la clave para alcanzar el éxito profesional”.
Leydi Martínez
Maquillaje

Con tan solo 17 años de edad, sin saber siquiera lo que significaba la palabra difuminar, realizó un taller de maquillaje. Ignoraba que esta acción sería solo el comienzo de lo que sería su quehacer profesional.
La joven, quien se describe como optimista, se interesó en complementar su labor viendo videos de peinados en YouTube con el objetivo de ofrecer un servicio más completo a sus primeros clientes.
Tras cada labor a domicilio que realizaba, compraba utensilios para equipar su propio estudio en casa. Fue así como acondicionó su lugar de trabajo con capacidad para cuatro personas. En sus inicios, allí realizaba talleres de maquillaje y dejaba plasmado en el rostro de cada mujer la destreza de su arte.
Desde 2013 su negocio pasó a ser virtual y, ya en las redes sociales le caracteriza una frase que utiliza en todas sus publicaciones “#DiosEnMisProyectos”.
Su mayor alcance ha sido maquillar a personalidades públicas para distintas actividades y haber obtenido diversos reconocimientos.
Elvis Vilorio Cueto
Diseño personalizado

 La palabra emprender supone para este joven inmiscuirse en un área aunque se encuentre “de extremo a extremo” a lo que se estudia.
De la carrera de Derecho y Negocios Internacionales pasó a diseñar y producir productos personalizados. En este nuevo proyecto de trabajo traspasó las “leyes y convenios” para llegar a las tazas, cojines, envases, cartas y demás objetos a diseñar.
Este trabajo le ha permitido ser su propio jefe, obtener ganancias para sostenerse en la vida y manejar sus propias horas en el día.
“Antes perdía mucho tiempo en las redes sociales y decidí  explotarlas a mi favor por medio del mercadeo en redes”, puntualiza Elvis.
Agrega además que, por medio a los resultados obtenidos en su trabajo virtual, tiene en proyecto abrir un local con la finalidad de llegar a las personas que no tienen acceso a Internet o a un celular.
Paloma Pérez
Bisutería

A consecuencia de un problema que se presentó en la universidad donde cursaba muy pocas materias, Paloma se cuestionó en qué podría invertir su tiempo para sacarle provecho a sus horas libres.
Como estudiante de Arquitectura pensó en varias alternativas que les permitieran poner de manifiesto su creatividad, pues en su carrera, es un elemento preponderante. De esta manera, la opción principal que se posó en sus pensamientos fue la palabra: bisutería.
“Es un poco difícil emplearse en mi carrera cuando no se tiene experiencia previa. Por eso, pensé en algo que pudiera hacer independientemente. Así decidí dedicarme a esta actividad que desde pequeña me gustaba”, expresa Paloma.
Actualmente, al hacer ‘click’ a su Instagram se observa en su perfil los 79,200 seguidores que ha conseguido desde el 2013. Para la artista: “Ser una persona activa es la clave para triunfar en las redes”.

Escarlin Pozo
escarlin.pozo@listindiario.com

Post Top Ad

Responsive Ads Here