Lo de Brasil viene - .

La Actualidad

.

jueves, 17 de marzo de 2016

Lo de Brasil viene



 
*A Franjul, Vincho, Espaillat Nanita y Fermín (el más ‘necio’, según la acepción semántica socrática) (a.u.).
*“Cuando leo a Shakespeare me convierto en alguien más grande, más inteligente y más puro, alcanzada la cima de una de sus obras, me parece que estoy en una alta montaña”. (Gustave Flaubert).
REPITO DE NUEVO que en el mundo hay pocos presidentes o expresidentes tan honrados como Lula y Dilma Rousseff sin importar como se llamen. Lo explica lúcidamente el vicepresidente de Bolivia, Álvaro García Linera, cuando los desarrapados son llevados a clase media, se hacen conservadores y temen perder lo conquistado. ¡Quieren más! Temerosos, tienden a llevarse de los ‘cuentos de camino’ de la derecha y de los monopolios informativos como “O Globo”. El Vicepresidente de Bolivia lo explica así, tomando lo dicho por Durkheim: 2. Hegemonía no es lo mismo que continuidad de liderazgo.

La fortaleza de un proceso revolucionario radica en instaurar una matriz explicativa del mundo en medio de la cual las personas, las clases dominantes y las clases dominadas, organizan su vida cotidiana y su futuro.

Durkheim llamaba a esto las ‘estructuras del conformismo moral y conformismo lógico de la vida en común’. Y el bloque social dirigente capaz de conducir activamente estas estructuras se constituye en un bloque social hegemónico. El proceso de cambio creó una matriz explicativa y organizadora del mundo: Estado plurinacional, igualdad de naciones y pueblos indígenas, economía plural con liderazgo estatal, autonomías.

Cuando se dan cuenta del ardid, caso Macri en Argentina, que ahora sus partidarios gritan en el Congreso: “¡Respeten al Presidente que ganó con mayoría de voto!”. ¡Falso! Él es que no respeta a nadie gobernando con decretos por encima de las leyes, y ganó con 300 mil votos de un universo 44 millones de argentinos, restándoles los niños que no votan.

En Brasil se ha intentado todo: llevar la ley, retroceso, para juzgar a los menores. ¿Y los Derechos Humanos? ¡Babosadas! Ya hicieron una marcha que dijo la Policía que fueron 3.5 millones; y la del domingo fue, según la misma fuente, 1.5 millones, tres lugares; el Congreso, Palacio de Plan alto, Brasilia y Río de Janeiro. Como se ve, están bajando, y es mentira que el PT es el monstruo que pinta propaganda: nunca ha tenido ni grandes estructuras de prensa (todas en contra); sino, que al ser Brasil un país tan extenso, el milagro ha sido el carisma de Lula y el trabajo de él y Dilma, con más de 34 millones de pobres salidos de la pobreza, más de un millón de viviendas, acueductos, becas, plan social que le lleva a todos los carenciados medicinas, educación, elimina la pobreza extrema. La ganancia de la oligarquía en los grandes estados de los caciques regionales es un espejismo. Estados Unidos es el culpable de la recesión en Brasil y C. Lagarde, recita poesías en la India con tal de disolver los BRICS.

Lo de hoy en Brasil es un espejismo y sólo hay que recordarles siempre a los ejércitos de Argentina y Brasil, que serán juzgados, hoy o mañana, si cometen genocidio y masacres, porque ese es el espíritu de la mayoría de los países de la ONU, comenzando por el Papa Francisco. Ya USA, quebrado también, no puede darle “patente de corso” para que ‘aliados’, no amigos, arrasen con la población civil. No habrá lugar para ello y en estos 4 años verán dónde le dará el agua a Macri, y a los ladrones y corruptos de Brasil, como el presidente de los Diputados, el corrupto Eduardo Cuñha cuyos fondos fueron descubiertos en Suiza. Esperen y cuiden su corazón. Lula va aunque lo condenen en el 2018. Gocen, que lo que viene es superior en calidad y cantidad. En la ONU hay unos cientos de países que no comen bola y saben que ellos están enlistados. Resulta hasta risible que la FAO declare a Venezuela y al Brasil libre de hambre, y los ‘científicos’, untados del “estiércol de Satanás” o de güisqui pedido a los latinoamericanos de eso que nos expolian, como dos que yo conozco que son pura tacañería patológica, digan que se mueren de hambre, pero hay flacos. ¡Cuánta ridiculez, mi buen Jesús!
Aristófanes Urbáez

Post Top Ad

Responsive Ads Here