Ya va la sexta ,a la Diez los de LA CADENA HUMANA . Prenderán el País !!!!! - .

La Actualidad

.

Click y Dona. USD$ 1.00

jueves, 5 de noviembre de 2015

Ya va la sexta ,a la Diez los de LA CADENA HUMANA . Prenderán el País !!!!!

Ya va la sexta ,a la Diez los de “La Cadena Humana” Prenderán el País Si en verdad los grupos de disociadores de la llamada “sociedad civil” realmente estuvieran interesados en que se enfrenten y castiguen los hechos y actos de corrupción y tanto públicos como privados, todos estuvieran dedicados a recabar la suficiente información con la cual se pudieran crear los expedientes de lugar para iniciar procesos judiciales dirigidos a enfrentar como se debe el enriquecimiento ilícito. Pero cuando se observa que más del cincuenta por ciento de los que protestan son empleados y ejecutivos privados y el resto un sector variopinto de agitadores profesionales eclesiásticos y políticos dizque opositores, automáticamente se comprende, que lo que se quiere, no es descubrir y castigar a los corruptos, sino que en base a ese pretexto tratar de poner en jaque al mismo gobierno constitucional y con el solo interés de hacer descalabrar la reelección presidencial y su paralela del PLD. Al mismo tiempo, el hecho de que los que gritan hacen como que olvidan a pota que ya la autoridad nacional y desde el primer momento que se diera la ocurrencia en la OISOE, no solo cambio al ejecutivo principal sino que abrió un expediente acusatorio contra quienes están involucrados en ese comercio clandestino de contratas de obras y secuestro de las cubicaciones, aparte de que se está haciendo una investigación exhaustiva sobre este particular a nivel de las subprocuradurías respectivas, más los interrogatorios librados al anterior director como su asesor o asistente principal, todas estas iniciativas indican y de una forma clara y especifica, que el Poder Ejecutivo y personalmente, el primer mandatario de la nación, es quien se encuentra detrás de todas las investigaciones e imputaciones que resulten, lo que de suyo, es un testimonio vivo de que realmente el gobierno central no apaña lo mal hecho y tampoco es cómplice de los funcionarios que delinquen. Por eso, los que agitan no prestan atención a esta realidad y tampoco le dan seguimiento a las indagatorias que las autoridades están haciendo y en lugar de ello prefieren agitar y mentir y tratando de ese modo que la mayor cantidad de ciudadanos se confundan y crean a pie juntillas mentiras y manipulaciones que se han tirado a rodar. Realmente, ¿qué es lo que se persigue?, crear un estado de ánimo levantisco y con el apoyo de los mass media de la prensa mercancía y con el propósito de que por lo menos para el veinte de diciembre próximo se pudiera desatar una especie de poblada o jornada cívica de protesta y al mismo tiempo, en por lo menos las diez ciudades principales de la República. De ahí que se vaya por la sexta jornada de manifestación semanal de los miércoles y denominada “cadena humana” y contemplándose inclusive, que si al llegar a la décima cadena la misma no concita el interés generalizado, entonces se pase a la siguiente etapa de provocar desórdenes por todo el territorio nacional y de suerte que cuando el gobierno venga a ver, se encuentre con una especie de acto continuo de desobediencia civil y el que a ese momento podría caer en vías de hecho. Resulta, que ya no es que se quiera aunque sea el primer muerto de tal tipo de protesta, sino que los animos se agiten, para que así, la necia como mentirosa oposición que encabeza Luis Abinader, pudiera llamar a un acto de desobediencia cívica mayor y dirigido a socavar el orden constitucional y de una vez y por todas, para hacer creer que el clima político no favorece la implementación de las elecciones generales de mayo de 2016, al menos, si antes el gobierno central no lleva a la justicia a los diez altos cargos públicos que esa oposición tiene en una especie de listado infame y todo esto, porque hasta ahora, esos agitadores no han podido sacar al presidente Danilo Medina Sánchez del alto equilibrio mental que muestra y al punto, de que el mismo Presidente, es el primero que advierte a las fuerzas del orden público, que no se pasen de los limites, que solo resguarden la paz social y que quienes protestan tienen derecho a hacerlo, pero siempre y cuando no alteren la paz pública. Ahora bien, todos estos intentos de desbarajustes se están sucediendo, porque en el fondo, esa necia oposición de Abinader y el grupito de candidatos presidenciales emergentes que le acompañan, todos se encuentran desesperados al ver que no hay encuestas en las que salgan beneficiados y sí Danilo y por eso de su interés malsano en tratar de desatar toda una serie de actos contestatarios en cadena que hagan factible que la población se tire a la calle y en la medida que mucha gente entienda que el costo de la vida les ahoga y atrasa y no les deja llegar al fin de mes, en tanto desde el suprapartido mediático, se trata de manipularlo todo y por lo que ya se está llegando a que más del 20 % de las informaciones que esos periódicos publican y que las estaciones de radio y televisión difunden, son escandalosamente amarillistas y tendenciosas y dirigidas al mismo propósito rastrero de pretender socavar el orden constitucional. ¿Qué nos dice todo esto?, que esa necia oposición no sabe como articular un esquema opositor, cierto, coherente y con un propósito político correcto y como debe ser dentro de una democracia y ante su fracaso en no haber podido convencer al grueso de la población que la reelección de Danilo sería lo peor, entonces y paulatinamente se empieza a dar el giro provocador, que en la tarde de ayer ya ha empezado a notarse y mucho más, donde se encuentran los curas católicos panzones que viven de agitar y difamar. Desde luego, mientras los movimientos de protestas, todos sean pacíficos y nada de violencia, no es verdad que absolutamente nadie tenga que preocuparse, pero si esa necia oposición cambia el chucho y quiere lanzársele al cuello al gobierno, entonces al Estado no le quedaría otra alternativa que sacar a relucir su puño de hierro y como en tiempos anteriores, utilizarlo y en principio contra los propios jefes y lideres políticos, instigadores de los desórdenes que se desaten. Entre tanto, las fuerzas del orden público están actuando correctamente y sin perderle ni pie ni pisá a los que agitan y tampoco a los que hacen la llamada “cadena”, pero tampoco se descuida ningún aspecto que tenga que ver con esa oposición silente y marrullera que con cierto cuido la plutocracia oligárquica ha empezado a sacar al ruedo, pues al final, si las cosas se extremaran y esa necia oposición considerara que puede medirse con la autoridad pública, entonces habría que entender, que cuando empiecen a rodar cabezas y por los golpes que experimenten, definitivamente las fuerzas vivas no se lo achacarán a la autoridad nacional y si a los mismos agitadores que están detrás de las marchas y protestas.

Post Top Ad

Responsive Ads Here